miércoles, 13 de agosto de 2014

Beber litro y medio de agua diario es fácil

Todos sabemos que deberíamos hacer ejercicio diario, comer equilibradamente, dormir 8 horas diarias, beber litro y medio de agua como mínimo al día,... Mantener una vida saludable no siempre es tarea fácil. Pero hay pequeñas cosas que pueden ayudar un poco.

Hemos conocido el infierno Madrileño y beber agua se ha convertido en un acto de pura supervivencia. Pero tras días y días de litros de agua, nos empezaba a apetecer algo con un poco más de sabor. Hicimos infusiones que dejábamos enfriar y tomábamos con hielo, hicimos zumos de sandía, ... Todo muy bueno, pero cuántos litros se pueden hacer al día? Demasiado trabajo para lo que duraba cada jarra.

Un día me acordé que años atrás, en un balneario, probé un agua de limón muy refrescante. Lo probamos y menos mal! No me acordaba lo buenísima que está. Refrescante, facilísimo de hacer , barato y además, tiene muchas propiedades. Aunque también es cierto que parece ser que la manera más saludable de consumirlo es templado y en ayunas. Bueno, tampoco pasa nada por tener algunas propiedades menos, verdad?
Poco a poco, hemos ido evolucionando ese agua. Solemos hacer diferentes mezclas. La mía: limón, pepino y un trocito de jengibre. Javi es más purista, le encanta el agua con limón, sin nada más. Dice que mi mezcla le sabe a tónica.

Lo ideal es que los limones sean ecológicos, porque la cáscara puede contener pesticidas que pasarán al agua. Si no podéis conseguirlos, acordaos de limpiar a conciencia la cáscara.
Si queréis probar a ponerle jengibre, un trocito pequeño será más que suficiente. Tiene un sabor muy fuerte. Para que veáis la proporción, os enseño en la foto el tamaño que suelo usar yo.

Por cierto, embarazadas, el jengibre es buenísimo para combatir las náuseas matutinas. Yo solía comer galletas de jengibre, pero supongo que este agua puede ayudar algo también. Por probar...
Me gusta prepararlo por la noche y dejarlo en la nevera para consumirlo al día siguiente. Tengo dos jarras de litro y ahora sí sé que bebo ese litro y medio reglamentario.

Os recomiendo que lo probéis. Si no os gusta el limón, lo podéis hacer con naranja, pomelo, limas,... Hay mil opciones y todas buenísimas. A hidratarse!

viernes, 8 de agosto de 2014

Mercado de San Ildefonso

En pleno centro, en la calle Fuencarral, se encuentra el mercado de San Ildefonso.  A pesar de llamarse mercado, yo creo que es más un lugar de tapeo gourmet. Hay pequeños puestecidos con tapas de todo tipo y un par de barras.
El lugar está recién renovado y se nota. Todo muy bonito y como todo lugar modernito y nuevo, lleno de gente. Si os apetece conocerlo, lo mejor es pasarse entre semana. En la terraza trasera se está muy bien, porque tienen los aspersores de agua que refrescan mucho.
Nosotros no paramos a comer, por lo que no puedo opinar sobre la comida. Si estáis de paso y os apetece un pequeño descanso, es un buen lugar para parar.

miércoles, 6 de agosto de 2014

Cosas que echaré de menos de Madrid

Hoy vuelvo a mi norte a pasar un mes sin trenes, sin viajes (espero). Tengo muchas ganas de volver a recuperar algunas cosas que tenemos allí arriba, pero también voy a extrañar otras pocas de aquí. A pesar de no ser una chica de ciudad, sí hay algunas cosas que no me importaría tener en mi pueblito bueno.

Los cafés con amor
Hay bares que tienen en cuenta la temperatura de la leche para que no amarge el café, hacen dibujos, el platillo del café no llega encharcado y siempre hay azúcar moreno además del blanco. Son pequeños detalles que echaré de menos.
La amabilidad en el servicio
El primer día que entré en una tienda de ropa (de las grandes), se me cayó una percha, la recogí y la dependienta que pasaba por allí me dijo: muy agradecida señorita. Me sorprendió sobremanera. No es que en el norte no seamos agradecidos, pero tal vez sí que seamos algo menos expresivos.

En Madrid los camareros dicen "buenos días", "que tenga un buen día", "gracias"... No importa que sea un bar abarrotado; según pasas por la puerta, siempre hay alguien del establecimiento saludando. También es verdad que a veces se me hace un poco raro ir diciendo adiós hasta 5 veces, según vas saliendo y te vas encontrando con camareros/dependientes.
No tener que conducir
No me produce ningún placer conducir, lo hago por obligación.  Si a eso se añade que mi mister no tiene carnet y que pocas veces voy de copiloto, Madrid ha sido un pequeño paraíso anti-coche para mi. Me gusta el metro, me gusta caminar a todas partes, me gusta no tener que preocuparme de aparcar, de la gasolina y demás engorros.

Esto es lo que veía yo en nuestro viaje a Cerdeña el año pasado, mientras Javi me enviaba una foto de la cerveza que se estaba tomando en el bar del ferry. Ahora entendéis mejor mis años de frustación, verdad? jajajaja...
El anonimato
Soy miope y jamás uso gafas, explicaba el por qué en 25 cosas sobe mi, por si os interesa. Una de las pegas de no llevarlas es que si alguien conocido pasa a algo de distancia, no lo suelo reconocer hasta que casi es demasiado tarde para saludar. Sé que muchas personas que no me conocen demasiado pensarán que soy antipática.

Este tema puede resultar algo estresante, porque según voy paseando suelo ir "escaneando" mi alrededor para que no se me escape nadie. Algo muy común si vives en un pueblo. Por eso, poder pasear totalente despreocupada y dispersa es un placer que he disfrutado mucho en Madrid. Además, ese anonimato me ha ayudado a sacar fotos sin tanta vergüenza (jamás nula).
Hasta pronto Madrid!

lunes, 4 de agosto de 2014

Desayuno en MariCastaña

Una de las cosas que más me gusta de Madrid, es conocer nuevos sitios para desayunar. Esta semana nos hemos acercado a MariCastaña.

Si venís a pasar unos días a Madrid, es un lugar perfecto para comer también. Tienen un menú del día por 11,50 euros muy completo. Podéis ver ejemplos de esos menús en su página de facebook.
Hace un par de meses hubiera dicho: el lugar es coqueto, acogedor y lleno de detalles. Pero me estoy dando cuenta que este tipo de decoración es casi un standard por aquí. Mesas y sillas envejecidas, con un desorden ordenado y con aire algo campestre. No me entendáis mal, me gusta, pero creo que me estoy haciendo inmune a este tipo de bonitismo.
Siempre fui chica de tostadas con mantequilla y mermelada, pero aquí me estoy aficionando a las tostadas con tomate. Vengo de una familia de cafeteros y soy muy exigente con el café. En Mari Castaña dan la talla. Por cierto, no os suena la taza? Incluso esto parece que viene de serie en este tipo de establecimientos, si no mirad el post que hice de Mamá Framoise.
Si tuviera que elegir uno de los dos lugares, para desayunar me decantaría por Mamá Framboise, pero para comer, viendo la carta, sin duda me quedaría en Mari Castaña. El bruch que tienen aquí es de los que más me gustan a mi, por 18 euros es completo pero sin llegar a saturar.


miércoles, 30 de julio de 2014

Los mitos del Pop Art en Museo Thyssen-Bornemisza

En estos momentos, en el museo Thyssen-Bornemisza, hay una exposición que merece mucho la pena visitar.  Estará hasta el 14 de septiembre y es la exposición Mitos del Pop. La entrada cuesta 11 euros y por 17, se puede visitar también la exposición permanente (aunque nosotros nos la saltamos).
Hay obras de los autores Pop más reconocidos. Entre todos, yo tengo especial debilidad y devoción por Lichtestein. Me parece un genio, un grande entre los grandes, una mente preclara que hizo cosas brillantes.  Se nota la pasión, verdad? jajaja...

Lo que más me gusta del arte Pop es que a pesar del paso de los años, podrían ser piezas hechas hoy mismo, siguen siendo actuales y modernas.
Por cierto, no está permitido sacar fotografías (ejem), algo que me parece un gran absurdo tratándose de arte Pop, que fue creado para ser producido y distribuido en masa.

lunes, 28 de julio de 2014

Baños calientes para aliviar la espalda

¿Cuántas veces he dicho ya que me duele mucho la espalda por mis horas en el tren? Espalda, cuello, cintura, ... Estoy agarrotadísima y muy dolorida. Me repito como el ajo.

Hay unos cuantos remedios que me están ayudando mucho y como el dolor de espalda es algo extremadamente común, he pensado hacer una serie con los remedios que me van bien a mi. 

Hoy empezaré con el primer remedio, el que me recomendó un masajista hace muchos años y el que no me da ninguna pereza poner en práctica (menos en días muy calurosos, como el de hoy en Madrid).

Baños calientes antes de acostar
Una de las cosas más importantes para intentar que el dolor no vaya a más es relajar la musculatura cada noche. Ayuda mucho poner la intención en relajar cada músculo una vez en la cama.

Para el día a día eso va bien, pero todos sabemos que en días de máxima tensión, no es fácil relajarse y esa contracción muscular puede generar una bonita contractura.

El calor alivia el dolor de espalda reciente y ayuda a relajar. Si se hace antes de ir a la cama, el sueño también ayudará a soltar un poco más esa musculatura agarrotada.
 
Cada vez que llego a casa en tren (tras casi 6 horas sentada), intento darme un baño relajante antes de ir a la cama. Me gusta darme el capricho de comprar un regalo para mi en Lush y así hacer el baño algo más especial.  Por si no los conocéis, os dejo los distintos tipos y mi opinión sobre cada una de ellas.
Las burbujas de baño son eso, ni más ni menos. Con poner el producto debajo del chorro de agua y desmigándolas un poco, crean muchísima espuma. Karma es la favorita de Javi, le encanta el olor y casi siempre la elige. A mi no me hace mucha gracia, pero para gustos, ...

Mis favoritos sin duda son los aceites de baño. Un dos en uno. Además de relajar, tienen aceites para hidratar la piel. Isla flotante en concreto contiene también aceite de sándalo que ayuda a relajar, perfecto para ir a la cama.

Las bombas de baño son probablemente las más aromatizadas. Hay de todo, cada bomba tiene una función y muchas de ellas contienen una sorpresa. No todas son muy agradables, no para mi. Crepúsculo está llena de purpurina muy muy fina, dejando la piel como la del protagonista de Crepúsculo. Habrá a quien le guste, pero a mi no me hizo ni pizca de gracia llenar la toalla de brilli-brilli.

De todos modos, más que lo que pongas dentro del agua, lo importante es la intención. Los aceites, sales minerales, velas y demás ayudan a relajar y al final ese debe ser el objetivo. Dedicarnos unos minutos para parar del día a día y escuchar nuestros cuerpos.

jueves, 24 de julio de 2014

Conde Duque - Veranos de la Villa

No sé si será cosa mía, pero sí tengo la sensación de que Madrid en Verano ha florecido. Los planes se multiplican aún más, o tal vez sea que los tipos de ofertas que van surgiendo son más de mi estilo que los de invierno. No lo sé.

Cerca de casa tenemos el centro cultural Conde Duque, que para esta pueblerina, es inmenso. Tal vez en invierno también hubo ofertas culturales interesantes, pero nosotros no nos enteramos. En estos momentos el centro se ha trasformado completamente y si estáis por Madrid, merece la pena que os acerquéis.
Es un lugar multidisciplinar donde poder comer, cenar, tomar una copa, comprar cosas bonitas e incluso ir al cine.

En realidad, la parte del cine es la mejor. Es un cine de verano, al aire libre, de esos a los que solía ir de pequeña, bueno, no exactamente igual. Además de películas, hay unas sesiones "Sing along". Películas con Karaoke y animación. Hemos intentado ir varias veces, pero las entradas siempre están agotadas.
El lugar tiene mucho encanto en general, pero por las noches, cuando se encienden las luces, se vuelve mucho más especial. Las fotos nocturnas jamás me salen bien, así que sólo os puedo enseñar las de día.
Sin duda, es un lugar a visitar si pasáis por Madrid. Ah! Y los ventiladores se agradecen muchísimo en este caluroso Madrid.

Suscríbete vía e-mail

Entradas Relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...